• Juan-Fernando Duque-Osorio

De Rumba en Crucero con Mujeres Descerebradas

Actualizado: jun 27

Un sueño que empezó como una labor humanitaria, terminó en una rumba orgiástica.


Palabras Clave: #PsicoanálisisDeAficionado #ArtesaníasHumanitarias #MujeresTotalmenteComplacientes #Sueño #LagointeriorEnCaliColombia #LaPolaenIbaguéColombia #Juanchito #CruceroDeRumbaOrgiástica


Read this post in English

Resumen: Este es un sueño que tuve antenoche y logré grabar aún medio dormido. Vamos a ver cómo me queda escrito: Sueño: Estábamos trabajando con primos y amigos de la infancia del barrio La Pola de Ibagué-Colombia (donde se encuentra la casa materna de mi mamá) con población vulnerable de esta ciudad, enseñándoles a hacer manualidades para que pudieran venderlas y sobrevivir. Pero las manualidades nos empezaron a quedar tan bien hechas y tuvieron tanta acogida que se nos convirtió en una industria y empezamos a ganar bastante dinero. Como necesitábamos cada vez más espacio para trabajar empezamos a invadir casas del mismo barrio (La Pola, Ibagué) cuando los dueños no estaban a lo movimiento de los “Okupa” de Barcelona. El objetivo de invadir estas casas en el barrio la Pola era tener más espacio para nuestra industria, y para tertuliar también. Nos fue también con nuestra industria que resultamos contratados por una empresa de cruceros que operaba en un lago interior en Cali. Estos cruceros, entre otras diversiones, contaban con unas mujeres espectaculares, interesantes y divertidas, que a la vez daban la impresión de no tener cerebro y nos complacían en todo lo que nosotros quisiéramos. En pocas palabras lo que empezó como un trabajo humanitario para ayudar a población vulnerable en Ibagué, terminó como en una semana de rumbas orgiásticas en un crucero-chiva en Cali.



Nuestras artesanías empezaron a ser tan famosas que la dueña de una línea de cruceros del Reino Unido nos contactó para vender nuestras creaciones en las tiendas de los barcos de su empresa. Se vendieron tan bien nuestras creaciones que como premio nos invitó a un crucero con todo pago. Pero el crucero era en la zona del Coliseo del Pueblo y Velódromo de Cali la cual se había convertido en un lago urbano interior donde además de los escenarios deportivos había discotecas-puertos para bailar, y los cruceros eran unas especies de chivas-buses grandes acuáticas.



Era como si la zona de los grandes escenarios deportivos de Cali se hubiese fusionado con Juanchito, una de las localidades de rumba fuerte en Candelaria municipio aledaño a Cali que queda atravesando el rio Cauca: recuérdese la canción del Grupo Niche “Del Puente para allá Juanchito, del puente para acá está Cali”:



El viaje en este crucero resultó ser divertidísimo. Increíblemente duró lo que dura un crucero promedio (una semana) en un lago tan pequeño como se supone que era el lago interior urbano que encerraba los escenarios deportivos mas importantes de Cali. Jugamos en el barco-chiva con mis primos y amigos en laberintos, muros de escalada, piscinas, baño turco, sauna, jacuzzi, etc. Habían recreadores excelentes y profesionales de arte dramático que resultaron ser mis amigos de teatro de Univalle. El teatro del barco ofrecía obras tipo comedias situacionales gringas que me encantan, entonces manteníamos muertos de la risa. El crucero era tipo Decámeron entonces podíamos comer y beber todo lo que se nos diera la gana. Pero lo más divertido era que la rumba contaba con “bailarinas” (en realidad eran más que eso) que tenían muy buenos cuerpos y con las cuales uno podía bailar y hacer lo que uno quisiera. Y además de ser muy buenas y complacientes bailarinas, eran muy buenas charladoras. Mejor dicho la discoteca del barco por las noches se convertía en un lugar orgiástico. Pero estas mujeres buenonas tenían una característica muy especial: aparentemente no tenían cerebro. El efecto lo lograban los estilistas del barco calveándolas y poniéndoles unas coronas color piel de modo que parecía como si tuvieran el cráneo abierto y vacío.


Análisis del sueño: En este pequeño relato encuentro varias cositas un poco interesantes desde mi punto de vista de psicoanalista aficionado:


Es de los primeros sueños donde no aparece mi papá desde su muerte en el 2007. Esto debe ser una buena sueña, en el sentido de que mi inconsciente por fin está resignándose a mi que papá no volverá. Está el tema de la preocupación por la pobreza que sufren la mayoría habitantes del planeta. En el sueño ayudo a población vulnerable, pero termino trabajando para mi propio placer. Yo creo que esa es una contradicción que manejan la mayoría de personas que estamos económicamente estables. Nos preocupamos por los necesitados, pero a la vez no queremos perder nuestras comodidades. Es por eso que estoy muy agradecido con la vida y con mis padres por haberme dado la oportunidad de completar 18 años en una universidad pública como la Universidad del Valle en Cali, en calidad de estudiante y turista intelectualoide (1992-1999 pregrado, 2001-2007 Maestría, 2007-2010 turismo intelectualoide), pues eso me dio sensibilidad social y me logró centrar políticamente pues como miembro de una familia de ascendencia paisa había sido criado en la derecha. Ahora siento que soy de centro y odio los extremos; me gusta ser de centro. Aunque ser de centro puede ser peyorativamente señalado por algunos como ser de “medias tintas” o “de aguas tibias”, es la posición mas civilizada, consecuente y conveniente. ¿Por qué conveniente? Porque cuando uno es de centro y esta en un parchecito de izquierdocitos (me encanta hablar con gente de izquierda pues me parece que son más cultos que el promedio de gente de derecha, que son la mayoría en un país como Colombia) se mueve un poquito para la izquierda y queda bien. Y si uno está en un parche de gente de centro derecha (nunca me relacionaré con gente que este en los extremos), se mueve un poquito para ese lado y también queda bien, y al final no pelea con nadie. Me encanta ser de centro y haber adquirido la habilidad de acomodarme a las diversas situaciones en tiempo real. Pero lo más importante de haber estudiado en una Universidad pública como Univalle, desde el punto de vista político-económico, es adquirir sensibilidad social y descubrir el placer de ayudar a los más necesitados, así sea de vez en cuando.


Ojalá uno pudiera hacer obras de caridad con más frecuencia. De hecho, durante nuestro primer año en Ibagué, estuvimos aplicando con mi mamá al Club Rotario. La idea era conocer gente y sobre todo hacer obras de caridad de una forma consistente. Pero desafortunadamente no fuimos aceptados en este club y no nos explicaron por qué. Sin embargo tratamos de hacer obras de caridad, primero con los familiares y amigos cercanos más necesitados y después con organizaciones de diferente tipo. Pero este es un tema que es manejado por mi mamá por lo cual no ahondaré más en él.


Lo otro es ver como mi cuerpo ha viajado más rápido que mi mente de Cali a Ibagué. Mi cuerpo llego a Ibagué a instalarse definitivamente en esta ciudad a mediados de 2010, pero mi mente sigue en parte en Cali. Lo interesante de este sueño y otros similares es que se combina Cali con Ibagué, lo que indica que mi mente inconsciente ya esta viajando a instalarse en esta última ciudad. Y aunque conscientemente me siento mejor de salud en Ibagué que en Cali (mis problemas de sueño han disminuido mucho gracias al clima mas frío de Ibagué) y aunque también sé que mi mamá también está mejor en Ibagué (logro cerrar su duelo por la muerte de mi papá en 2007 y hasta consiguió novio en esta última ciudad), de vez en cuando me entra la nostalgia por haberme ido de Cali. Y con este sueño queda claro que mi inconsciente todavía sigue en parte anhelando esta ciudad. Afortunadamente tengo la oportunidad de viajar a Cali unas dos o tres veces al año para verme con mis amigos de Univalle. Lo importante y repito, es que mi mente ya se empezó a instalar en Ibagué, así sea parcial y progresivamente, Desde el punto de vista consciente, además de sentirme más saludable en Ibagué (exceptuando la mayor humedad relativa del ambiente), también siento una mayor percepción de seguridad en la capital del Tolima. Cali es obviamente más peligrosa. Me siento mas seguro en Ibagué. Además, como lo he expresado en diversas ocasiones, ahora que estoy conociendo gente del parche literato de Ibagué, me siento cada vez mas amañado en esta ciudad. Y todo esto es un gran avance después de casi completar 1.5 años viviendo en Ibagué.


En este sueño es protagonista el tema del agua. ¿Por qué un lago urbano interior en la zona del coliseo del pueblo de Cali que por cierto queda muy cerca a los dos últimos barrios en los viví en esta ciudad durante mas de 30 años (Camino Real y Nueva Tequendama)? Yo creo que en la realidad y a nivel inconsciente, ya me está haciendo falta recrearme en cuerpos de agua relativamente grandes como el lago Calima y las playas de Buenaventura que tenía tan a la mano en Cali.


Piangüita: Una de las playas mas cercanas a Buenaventura (principal puerto en el pacífico en Colombia) en departamento del Valle del Cauca. Combinando el viaje por tierra (2 horas) y el viaje en la lancha, esta playa se encuentra a unas 2.5 o 3 horas de Cali.

Lago Calima: A menos de dos horas en carro desde Cali. En este lago se siente un clima templado tendiendo a frío ideal para escapar del calor de Cali. Tengo muy buenos recuerdos de este lago.


Me va tocar programar dentro de poco un paseo la represa de Prado aquí en el Tolima a ver si calmo fiebre. Es esto y/o la preocupación por las inundaciones que se están dando por tantas lluvias por estos días. O lo mas seguro es que sea una mezcla de ambas cosas. O como tercera opción, el agua es el medio por el cual se mueven mis vehículos vacacionales favoritos: los cruceros.


Solo he hecho dos cruceros en mi vida, uno desde Miami (caribe norte) y otro desde Puerto Rico (caribe sur). Han sido las mejores vacaciones de mi vida. Sobretodo teniendo en cuenta mis problemas de sueño que son secundarios a mi condición afectiva bipolar leve (ciclotimia). Cuando uno va en un crucero, puede visitar varios islas y/o países sin estar haciendo y deshaciendo maletas y cambiando cada vez de hotel, pues el barco contiene el hotel flotante que lo acompaña a uno a los diferentes lugares que se visitan cada día. Esto para mi es de lujo porque solo me tengo que adaptar a una cama y no a varias como cuando se hace un tour terrestre. Además las actividades de un crucero aunque son diversas, tienden a tener el mismo horario todos los días. Toda esta estabilidad en el sitio para dormir y horario de actividades claves, son un lujo muy importante y saludable para un individuo bipolar como yo. Hay que aclarar que en los cruceros lo que es ilimitado es la comida. Las bebidas alcohólicas sí las cobran. En el sueño hice una mezcla entre crucero y hotel Decámeron (donde las bebidas alcohólicas si son ilimitadas) pero creo que esa mezcla en la realidad no existe. Ojala algún día la cadena de hoteles Decámeron se fusione con una empresa de cruceros para que hacer viajes con todo ilimitado, incluyendo los cocteles deliciosos e ilimitados que brindan en esta última cadena de hoteles.


En el crucero que hice en 2001 en el caribe sur, invitación de mi hermana Gloria, estuvimos en varias islas. El crucero duro una semana o sea que visitamos unas seis islas y/o pequeños países. De todas estas me llamaron la atención Martinica y Dominica. La primera es colonia Francesa y por ende es una isla muy bonita, su la gente vive muy bien, y es muy estable económicamente. En cambio a Dominica le dio por independizarse de Inglaterra en años recientes. El resultado es un contraste impresionante con respecto a Martinica que es sostenida por Francia. En cambio Dominica es un país pobre como resultado de su independencia. Esto demuestra que independizarse no siempre es una buena idea. Depende mucho de la situación. De pronto para el caso de países mas grandes como Colombia y con características diferentes a estas islas, la independencia era inminente y necesaria. Pero en el caso de estas pequeñas islas del caribe definitivamente la independencia no es buena idea. Llevando el tema de la independencia a nivel personal, y dadas mis pequeñas limitaciones de salud como consecuencia de mi bipolaridad ciclotímica, desde hace muchos años ya, decidí nunca independizarme del hogar de mis padres. Me siento muy cómodo en el "hotel mama" y seguiré en el hasta que mi mamá falte. Es una decisión tan firme como la de nunca tener hijos. De hecho si alguna mujer se le apunta a la titánica tarea de aguantarme para toda la vida, va a que resignarse a no tener y hijos y vivir con mi mamá hasta que ella falte. Mejor dicho ya me quedé solo porque una mujer así no creo que exista. Entonces como se puede ver no soy del todo fan de la independencia. Volviendo al plano de los países, hay veces me imagino un universo paralelo en el cual el imperio Español no hubiese sido tan déspota con sus colonias y hubiera sobrevivido mas tiempo. Me hago la pregunta de como serían nuestros países latinoamericanos si todavía fuésemos colonias Españolas. Para empezar seríamos ciudadanos europeos (como lo son los habitantes de Martinica) y nos podríamos imaginar muchas otras diferencias con respecto a nuestro universo, algunas positivas y otras negativas. Hubiese sido un buen tema para la serie de ciencia ficción de los 1990s llamada “Sliders” que narraba las aventuras de unos un grupo de viajeros que se “deslizaban” entre universos paralelos a través de wormholes (agujeros de gusano).


Wormhole (agujero de gusano en español): Podrían comunicar a dos regiones distantes del espacio o a universos paralelos, al menos teóricamente hablando.


La otra razón por la cual me gustan tanto los cruceros, y siguiendo con la ciencia ficción, es que uno va en una nave. Una nave marítima, pero nave de todos modos. Y teniendo en cuenta mi afición por el subgénero de ciencia ficción llamado operetas espaciales (que incluyen guerras entre naves espaciales y estás cosas) es natural que me gusten las naves de la realidad actual, así sean solamente marítimas, y así sepa poco sobre cultura naval de la realidad.


Pero el tema mas importante y espinoso del sueño son las fiestas orgiásticas con mujeres aparentemente descerebradas. Eran solo mujeres aparentemente descerebradas, pero pienso que esto tiene un significado relativamente concreto expresado en lenguaje figurado. El hecho de interactuar con total libertad (o debo decir libertinaje) con mujeres físicamente agradables pero figurativamente descerebradas, puede ser el anhelo de los hombres que buscan mujeres hermosas que no tengan voluntad propia y que accedan a hacer lo que el hombre quiera pero según mi sueño, que sean buenas conversadoras también. Esto me recuerda a Charlie Harper (actor: Charlie Sheen) el ex-personaje  de la comedia situacional gringa “Two and Half Men” [este personaje fue reemplazado por Walden Schmidt (Ashton Kutcher) por problemas de indisciplina y drogas por parte de Charlie Sheen]. A lo largo de los ocho años que duró en la serie, Charlie Harper interactuó con una cantidad considerable de mujeres físicamente agradables, muy divertidas y que pareciese que no tuvieran voluntad propia. Fue muy divertido, vamos a ver como le va Ashton Kutcher.


Pero volviendo al análisis de mi sueño, sobra decir que al menos a nivel consciente no me interesan las mujeres sin voluntad. Y aquí volvemos de la crianza y a lo viciado de los extremos. A lo largo de los años, en cuestiones de relaciones de pareja me he ido desplazando desde la derecha (machismo) en el cual fui criado, al centro. Actualmente tanto el machismo como el feminismo me parecen viciados. El machismo es perjudicial para los hombres, pues aunque nos pone al mando, nos deja también la mayoría de responsabilidades importantes, y eso es maluco para nosotros, sobretodo a la hora de pagar las cuentas. Dentro del feminismo se pueden encontrar mujeres cultas y que pagan su parte o toda la cuenta, pero que no las maneja ni mandrake que es mago. Por eso me gustan las mujeres centradas, al menos a nivel consciente. Pero a juzgar por este sueño, parece que mi inconsciente todavía esta inmerso en mi pasado de moda machismo. Esto hay que corregirlo. Y yo creo que así como mi inconsciente va detrás de mi consciente llegando e instalándose en Ibagué, también se pondrá a la moda y dejará el machismo  dentro de poco. Sobre relaciones entre hombres y mujeres hay mucho que hablar, sobre todo desde la socio-biología y la psicología evolucionista, que como biólogo son temas que me interesan mucho. Pero será tema de otra entrada.


Muchas gracias por leer este post.

0 vistas

Tel EUA, Canadá & Puerto Rico: 

+1-(646)-350-7732

Teléfono Celular & WhatsApp:

+57-(320)-695-5558
 

Email: info@juanduke.com

  • Facebook JFDO
  • Twitter JFDO
  • LinkedIn JFDO
  • Canal YouTube JFDO
  • ResearchGate JFDO
  • Academia.edu JFDO
  • Google Académico JFDO
  • Autor de Amazon JFDO
  • Good-reads-icon

Eres el Visitante No.

© 2020 por Juan-Fernando Duque-Osorio. MSc. Ibagué-Colombia